Piscinas Naturales de Tenerife

En el norte de la isla de Tenerife hay dos localidades juntas llamadas Punta del Hidalgo y Bajamar cuya peculiaridad son las piscinas que hay construidas en las que el oleaje se encarga de llenar y renovar de forma constante el agua. El fuerte oleaje del Atlántico choca con el rompeolas, llevando para arriba el agua inundando las dos piscinas construidas para tal fin. Resulta muy llamativa la escena de un mini-tsunami pasando por el suelo y llenando la piscina mientras los bañistas nadan como si nada estuviera pasando. La foto que os muestro es concretamente en Bajamar y no contempla las piscinas ni apenas el agua, pero al estar en esa situación, en esa localidad, en esa isla, la inspiración por lo artístico sale sólo.

 

El agua del Atlántico choca con el rompeolas y llena de agua las piscinas

El agua del Atlántico choca con el rompeolas y llena de agua las piscinas

Anuncios

Otro Valle

La Sierra de El Valle y Carrascoy divide las comarcas de la Huerta de Murcia y el Campo de Cartagena.

A pesar de que desde la autovía se puede ver una extensa pinada (de hecho es el pulmón de Murcia), recibe muy poca agua debido a las pocas lluvias que nos llegan. Es por esto por el que cuando cae un poco de agua, la fértil y agradecida tierra que tiene esta Sierra genera unos rincones dignos del norte de España.

Los murcianos, tan poco acostumbrados al agua, nos quedamos asombrados (yo el primero) en escuchar un chorro de agua cayendo sobre las rocas de la Sierra, con los vinagrillos saliendo por doquier, y los campos de tréboles que llenan de verde las zonas del monte.

_MG_3007

Vinagrillo asomando entre los tréboles.

_MG_3009

Los campo de tréboles tiñen de verde muchas zonas de la Sierra.

_MG_3013Pequeña cascada. Sólo por el hecho de estar escuchando el chorro de agua caer merecía la pena pararse tranquilamente a hacer la foto.